Archivo por meses: abril 2009

MATERIALISMO

Antes de abordar éste tema, necesito primero determinar unas objeciones básicas, sobre el pensamiento esencial del materialismo. Y una aclaración.

Objeciones:

El materialismo, reconoce a la materia la primacía de todo lo que existe, y que solo existe lo que es comprobable científicamente.
Por consecuencia, el espíritu depende de la materia.

La primera objeción es sobre esto: “primacía de todo lo que existe”: están determinado “a priori” el “todo”de lo que existe. ¿Todo lo que existe? ¿o todo lo que perciben que existe? Por supuesto, no puedo comprobar científicamente que están equivocados, pero ellos tampoco pueden comprobar científicamente que no lo están.
La otra afirmación es: “solo existe lo que es comprobable científicamente” ¿como pueden “asegurar” que algo no existe, si no lo han podido comprobado científicamente?

Aclaración:

Lo que a continuación afirmo, es solo una explicación sencilla y parcial de una realidad complejísima, por lo tanto, por la lógica limitación de lo material, del espacio y tiempo, entiendo que pueda suscitar esta síntesis, objeciones.

Comienzo:

Podemos estar seguros científicamente que la materia, es el principio de toda existencia material. Esto si es científico.
Y que el espíritu, depende de la materia, también podemos estar seguros científicamente.

El error grave del materialismo, es negar una realidad, porque no entra en el encuadre material. Además de ser una contradicción de su misma lógica, porque ¿no es que solo aceptan lo que puede ser comprobado científicamente? ¿como lo niegan. si no pueden comprobar científicamente la negación?

Como y porque depende de la materia:

El ser humano en su corporeidad, “materialidad”, tiene unas leyes generales, que hace sentir la presencia de un espíritu.
Lo repito: las leyes materiales hace sentir la presencia de un espíritu. Es un espíritu, dependiente de la materia.
Este espíritu, dependiente de la materia, es el que nos hace alegrarnos o entristecernos, tener sentimientos de odio o de amor, de donación, o de amor egocéntrico, sentir emoción, pasión, angustia, deseo, decepción. etc. etc. etc.
La leyes materiales son permanentes. Y comunes a todos los seres humanos, y animales. Y son permanentes, porque no aparecen o desaparecen en unos y desaparecen o permanecen en otros. Sino, están presente en todos.
Sin embargo, “éste espíritu”, efecto de su causa: “cuerpo”, varia según las características personales de cada uno, de su materia individual. Y además, pueden variar según el hábitat, modificarse, (contexto cultural, educación, vivencias personales). Pero nunca desaparecer. Las leyes naturales materiales no se modifican, sino su espíritu.
Del error de considerar que lo que se modifica son las leyes naturales, los naturalistas, -que son materialistas-, sostienen que ”todo” cambia. Y que “todo” es producto de imposiciones o prejuicios culturales. Con buena lógica piensan esto (auque equivocada por su base): si una ley natural es modificable, no hay ley, o pasa a ser otra ley.
Este espíritu, o ese “algo” espiritual “sensible” que nos trasmiten nuestras vivencias dependen de la materia, pero no es exclusivamente de la materia.

El espíritu humano depende de la materia, no solo de la materia:

La naturaleza del espíritu humano es como la de los animales no racionales, pero a su vez es extremadamente distinta, ya que su espíritu depende de su materia, pero también de Dios, Principio unificador de cuanto existe. Una realidad que esta fuera de lo material, pero también dentro. (No olvidemos que el espíritu no tiene partes, las partes son características de la materia).
Por eso, el espíritu del hombre depende de su materia (de las leyes naturales de su materia) y depende de Dios (las leyes sobrenaturales de Dios)
Estas leyes sobrenaturales, que están también presentes en el espíritu son las que marcan las inclinaciones (hacia Dios, hacia el bien ajeno, la donación de si mismo, el deseo de heroísmo, de altruismo, de generosidad, de solidaridad, etc. etc. etc.
(Los materialistas históricos le daban a esto, calificaciones desde mí punto de vista de lo mas asombrosas, por ejemplo: para Darwin el espíritu era una evolución de la materia. Para Marx era como una superestructura. Para Nietzsche, una sublimación (obviamente de la materia).
Estas leyes sobrenaturales, a diferencia de las naturales, necesitan del concurso de los hombres, de su disposición positiva hacia ellas, porque no habría merito moral si fueran como las que nos vienen dadas o impuestas por la naturaleza misma.
¿Alguien puede negar que la naturaleza nos impone sus leyes?
Entonces tendrían que negar, por ejemplo, que un homosexual puede dejar de sentir lo que siente y empezar a sentir lo que no siente si eso no se lo marcó la naturaleza.
La leyes sobrenaturales necesitan -porque así lo quiso Dios-, de la aprobación del hombre, porque están encuadradas dentro del ámbito del amor voluntario.

Credibilidad

El detalle mas importante esta dado por éste hecho:
La causa esencial de la negación de Dios y lo sobrenatural por parte de los materialistas ideológicos, es que no pueden concebir una realidad que éste fuera de la dimensión material y natural. Y no toleran que alguien crea.
Y para que el espíritu de Dios sea percibido, se necesita de la colaboración intima de cada uno: Esto se llama sentir la fe.
Lo mas delicado y dramático, si se quiere, es que, se necesita de esta disposición interior para empezar a percibirla, nunca después.

Desde esta realidad, completa, se entiende al hombre, reduciéndola a nuestras pobres limitaciones, solo humanas, jamas podrá comprenderse.

OPUESTOS

Una de las cosas mas importantes y menos tenidas en cuenta en la historia de la humanidad, es que los “opuestos” si bien son “contrarios” no tiene porque verse como enemigo. Lo convierte en enemigo, la debilidad y mezquindad del hombre, pero en si mismos no lo son.
Por su olvido se han cometido y se cometen continuamente errores gravísimos. Mucho se habla de la verdad, mucho se habla de que no hay una verdad, por eso todo es opinable, y si es opinable, la verdad puede ser ambigua. Pero la realidad, es que la verdad es una sola. Y hay cosas que nos pueden orientar, y mucho, sobre quien esta mas cerca.

Humanismo Liberal

Los humanistas de los tiempos del renacimiento que empezaron a interesarse por la idea liberal, no concebían una religión que basara su creencia en la negación de opuestos. En ese momento, que no eran poder, lo tenían en cuenta. Desde ya, que fueron muy criticados los Cristianos Católicos en su generalidad, por su intolerancia en esta materia y fue una de las causas de la rebeldía liberal.
Si las ideas no tienen en cuenta los opuestos, se entra en el terreno de los fanatismos, pero si se confunden con dualidad estamos perdidos.
El liberalismo nunca olvidó los opuestos, solo los confundió,-con mala intención o sin ella-, creyendo que opuesto era sinónimo de ambiguo.
No hay que confundir las cosas: opuestos no es que “todo puede ser de otra manera” como sostienen los liberales.

Opuesto es complemento

Una ley del arte es que, los opuestos son complementarios.
Contemplar los opuestos, significa matizar los contrastes. En pintura la “forma” se sostiene por el “contraste”, pero si todo es contraste, el contraste es excesivo, fatiga al ojo, y no logra la sensación de bienestar y agrado. Los expresioncitas, especialmente los fauves, exageraron la violencia de los contrastes, trasmitían muy bien sus temperamentos rebeldes, peros sus pinturas estaban muy lejos de lograr la paz en el contemplador, cosa que tampoco buscaban.
Si no se tiene en cuanta esto, y las cosas solo se ven solo de un lado, le faltara su complemento, que es la consideración de lo opuesto.
El liberalismo mira todo la realidad parcialmente, y desde su única y parcial perspectiva, sin contemplar los opuestos. Opuestos que tratan de ignorar o destrozar. El siglo XX es prueba de esto, un siglo de guerras y violencias encarnizadas y fanáticas entre liberales de izquierdas y liberales de derechas. Cada uno a su modo, irreconciliables.
Cuando el liberalismo lanzó a fines del siglo XIX el “Nuevo Orden Internaciona”l (no se llamaba así entonces) se olvidó, por su fanatismo, los opuestos, por eso todo lo convirtieron en buenos de un lado y malos del otro. Cuando elaboraron la Declaración de los derechos del hombre en l789 y mas tarde La Declaración de los derechos Humanos en 1948, han dejado un vacío muy grande sobre los deberes, lo opuesto. Y la verdad es que no se puede separar lo que debe permanecer unido. Y el liberalismo desde que nació no hizo mas que dividir.

Critica si / fanatismos no

Mí critica a la cultura liberal, no niega que han sido promotores de los mas grandes avances de la humanidad, pero el problema esta, a costa de que. Ni es mí intención convertir el blog en una declaración anti, espero que sigan su lectura en el tiempo, para que descubran que no es así. Solo que es esencial, para entender lo que nos pasa, y lo que pasará en el futuro si no lo advertimos hoy.

DISCERNIMIENTO

Cualquiera sabe que hay cosas que están bien y cosas que están mal, pero el problema de una sociedad, no está en saber distinguir estas dos realidades cuando son evidentes, sino en los detalles, que requieren cierta delicadeza de espíritu para discernir.
La degradación social o personal no se da por desconocimiento del bien y del mal en cosas groseras sino en las sutiles, en las que se cede continuamente al mal, sin saberlo.

SOBERBIA

Es evidente, que el poder ejerce un poder encantador, “hipnotizador”, que se va apoderando de los hombres a medida que se acercan al poder absoluto. Pero es sabido, que no se puede hipnotizar a quien no quiere.
Para ser hipnotizado por el poder absoluto, tiene que haber una marcada predisposición.
El poder y la soberbia van de la mano, ya que en el fondo los dos buscan lo mismo, y es la sumisión de todos, hacia su persona.
El poder y la soberbia también se manifiesta en una forma mas sutil de dominación, hermana colaboradora de la anterior, y es tener a los demás sujetos a una ideología propia.

DIVICIONES

Allá por el siglo XVI, con la gestación del liberalismo, se sembró la semilla de la mentalidad divisionista.
Cuando nació, con la revolución industrial y la revolución francesa, los ideales liberadores eran, desde muchos aspectos, muy positivos y prometedores. La idea de igualdad -de que todos los seres humanos somos iguales ante la ley-. La Declaración de los derechos del hombre. Y lo de la fraternidad, -de que todos somos hermanos- era realmente un ideal maravillo. Pero, aunque los ideales nunca llegan a realizarse tal como se imaginan, lo peor no esta en esto, sino cuando se hace todo lo contrario.

Y los liberales de entonces, y los liberales que vinieron después, hasta nuestras días, lo convirtieron todo, en negro o blanco. El pasado negro y lo moderno blanco, ellos eran los modernos. El pasado oscuro, ellos los iluminados. Conservadores eran los que pertenecían al pasado y ellos eran los progresistas, los que evolucionaron. Los de antes, eran los tradicionalistas, que querían conservar todo igual, y ellos eran la vanguardia, los que pensaban en el progreso de la humanidad. El pueblo de antes, eran los sumisos y mediocres y los aristócratas eran los vendepatria que llenaban sus propias arcas con la esclavitud del pueblo, en cambio ellos eran los rebeldes revolucionarios que pensaban todo para el pueblo.

Todos los “de antes” eran los aristócratas inhumanos y burgueses recalcitrantes, porque querían conservar todo y que nada cambie, Ellos, en cambio eran los modernos, los populares y humanos, preocupados por el bienestar y progreso de los pobres.

Tan es así, y lo creyeron tan profundamente, que cortaron el mundo por la mitad, para ellos el mundo empezó con ellos, la era moderna. De ahí para atrás, nada sirve. Había que romper con todo lo relacionado con el poder aristocrático, lo decían los capitalistas y con el poder burgués, los comunistas.
Tan es así, que si estudiaron la historia del pensamiento no se les nota, porque la filosofía de los filósofos modernos, o mejor dicho, que se autocalificaron modernos, y “progresistas”, dan la impresión de no conocerla. Porque han descubierto y elaborado razonamientos, que no solo ya habían sido pensado antes, sino que además bajaron de nivel. Sin contar que se lo atribuyeron a si mismos como si nunca antes, nadie lo había pensado.

Y hay algo que jamás lo entendieron, o no lo han querido entender, que la realidad no es blanco o negro, no esta todo en un mismo plano de abstracción y que hay cosas que son permanentes y cosas que cambian, cosas que deben mantenerse y cosas que se debe cambiar. Que no es todo “cambio” ni tampoco todo “permanente”

El liberalismo fracasó porque el problema, no esta en su idea liberal, sino en su ideal absolutista .
Los burgueses liberales, que dieron el puntapié inicial a éste debacle, y todos los liberales modernistas que los
siguieron, lucharon desesperadamente por destruir los absolutismos y lo paradójico es que se pasaron la vida siendo y pensando en termino absolutos de “todo” o “nada”.

Estoy seguro que para estos modernistas yo soy conservador, arcaico, anacrónico, tradicionalista, antipopular, etc. etc. pero
esto no hay que darle demasiada importancia porque es producto de su mentalidad.
Estoy profundamente comprometido con la verdad, con las diferencias, con los matices, con los cambios sin restauraciones,
pero tampoco con cambios absolutos.
Creo profundamente que no hay que volver al pasado, sea tradicional o modernista, hay que ver el mundo “de una manera nueva” como decía Einstein. Y adhiero a la idea de que tenemos que superar esta etapa de siglos, de estupidez humana.

(hasta la división histórica la hicieron los liberales, dicen que la edad moderna quedó atrás, y le fueron aplicando nombres posteriores “contemporánea”, “posmoderna”, etc. Este cambio, será el día que se deje atrás esta cultura de siglos y renazca una nueva)

SUBSISTENCIA

Lo que hay tener siempre en cuenta, que detrás de toda creencia, hay un tema de subsistencia, aquellos que la sostienen lógicamente, viven de ella. Esto en si mismo no tiene nada de malo, y es lógico, somos de carne y hueso y tenemos que vivir.
Pero si, aquello en lo cual creemos, se cae, queda amenazada nuestra subsistencia. Si detrás de esa creencia, están suculentos negocios la cosa se complica enormemente.
Toda una industria y un negocio se cae si nadie lo conoce y nadie consume, Toda ideología mentirosa se sostiene, o se crea,
a partir de esta idea: todo mal hay que presentarlo como un bien para poder venderlo, así se crean también las justificaciones
que dan argumento a las ideologías.
¿Que seria de muchas industrias que se tejen en el entamado social si el mal estuviera reducido al mínimo? ¿si no había gente que se dejara corromper? Fácil respuesta, difícil solución.

CULTURA

Cita / Einstein

“Ningún problema puede resolverse con el mismo estado de conciencia que lo creo. Debemos aprender a ver el mundo de una nueva manera”

Estructura Cultural

Todos tenemos experiencia, de lo que le ocurre a un vidrio cuando se le da un golpe contundente, en un lugar concreto.
De allí parten, una cantidad de ramificaciones, -líneas- que se interrelacionan formando una estructura uniforme.
Uniforme, pero fragmentada. Siempre y cuando las partes no se desprendan se mantendrá la estructura. Débil, lógicamente.
Y aunque el vidrio siga siendo vidrio, y manteniendo su estructura, la realidad “vidrio” es totalmente distinta.

Ideologías falases

Las filosofías, son un conjunto de ideas afines que forman una estructura que se llaman ideologías. Cuando una filosofía, con sus correspondientes ideologías, da un golpe fuerte a una sociedad referente, -como fue las sociedades de Francia e Inglaterra en los siglo XVIII/XIX -parten de ese golpe inicial, una serie de ramificaciones complejas y entrelazados, que hace difícil desentrañar y determinar.
Pero lo que es importante saber, que a pesar de las diferencias –que las hay- entre estas líneas de pensamiento que componen el cuadro general, todas llevan implícitas las mismas características esenciales, porque todas provienen del mismo golpe y pertenecen a la misma estructura.
Si bien en el caso del vidrio no tiene ninguna importancia porque lo mas sensato es tirarlo a la basura.
En el caso de la cultura es necesario saberlo, porque lo que esta en juego es la verdadera felicidad y libertad de los seres humanos, todos.
Saber quienes han sido los responsables directos y los indirectos de lo que hoy estamos padeciendo, para no esperar de ellos -sus herederos- las soluciones que ellos mismos generaron. Salvo que no te importe ser tratado como un vidrio roto, que solo sirve para ser tirado a la basura.

Finalizo como empecé:
“Ningún problema puede resolverse con el mismo estado de conciencia que lo creo. Debemos aprender a ver el mundo de una nueva manera” Albert Einstein

Einstein, nació en 1879 en Alemania, en sus primeros años escolares tuvo dificultades en el lenguaje y lentitud para el aprendizaje, del resto no veo necesidad hacer comentarios en esta oportunidad. Murió en el año 1955

REFLEXION

La reflexión no es un acto independiente. Es una inspiración (fruto) del conocimiento (savia) que procede del estudio racional (raíz) y de la experiencia personal (tierra). Pero ésta reflexión, no depende de nada de eso. Sino de la luz, que viene de lo alto, (sol). Y la cultura (atmosfera)
Una reflexión que no surge como fruto de la tierra, del sol y una atmosfera sana, no puede ser otra cosa que el fruto amargo de la estupidez.

PALABRAS DE DESPEDIDA

Carta I

Querido amigo:

He decidido comenzar a escribirte una serie de cartas antes de mí partida. Me resisto a dejar éste mundo, sin dejarte una serie de recomendaciones, que te puedan ayudar cuando yo ya no esté. Aunque espero tener muchos años mas por delante, tengo presente que puedo encontrarme con la muerte a la vuelta de la esquina.
Espero que sepas aprovechar los años de mí vida, para que, sumándolos a tu tierna juventud, avances mas y con pasos seguros ante la vida y el mundo que ante vos se presenta.

Hablar hoy de amor incondicional, es casi igual a una ingenuidad, incluso a ideal estúpido. Pero esto, es producto de la maldad. Maldad, que esta en la boca de todos, en la actitud de algunos, en la indiferencia de la mayoría y en la predica constante de aquellos que hoy tienen el poder de informar.

Dios, esencia y fin de todas las cosas, y fuente de amor, no ve las cosas de esta manera.
No le importan los números, ni las estadísticas, ni las mayorías. Le importa Vos…así, con mayúscula. O aquella persona que ni siquiera es tratada como tal, que es despreciada, ignorada, desvalorizada o ignorada. Quizá se comunique con ella con mayor claridad que con aquellos que hoy están bien considerados por sus dotes personales, incluso por sus meritos y virtudes, que sin lugar a dudas lo deben tener.
A Dios no le importan ni los títulos, ni los premios, ni los apellidos, ni los de arriba, ni los de abajo. Ni si sos débil o si sos fuerte, inteligente o limitado. No le importa ni el mal, ni el odio. Esto, son cosas de hombres.
A Dios solo le importa, tu buena intención y tu buena voluntad. El resto, como te dije antes, son cosas de hombres.

Pero no te vayas a confundir creyendo entender lo que te digo, interpretando esto con simpleza, que lo simple no es sencillo. Se necesita recorrer un largo camino para llegar al principio.

Mario

CRITICA
La critica tiene un sentido, o no tiene sentido.

Tomo de los médicos, lo siguiente:

1) Conocer al paciente
2) Estudiar los síntomas
3) Estudiar el diagnostico
4) Proponer un tratamiento
5) Esperar los resultados

Discernir

Muchos creen, que criticar es una acción mala en si misma, y dicen que no hay que criticar, no hay que juzgar!!. Y la verdad es que desconocen que significa una cosa y la otra.
Ninguna enfermedad se descubre con desconocimiento de causas, seria absurdo pensar que cuando un medico estudia a un paciente esta criticándolo porque lo estudia, y le dice lo que esta mal en él.
Con el juicio que hacemos sobre los otros, pasa exactamente lo mismo.
Lo que no se debe hacer y esta mal es que, llevados por ese juicio “critico” por ese “discernimiento critico” condenemos, reprobemos, discriminemos, maltratemos, o cosas peores, a quien tiene mucho o poco por corregir o curar.

Objeción

Podríamos objetar que la critica del medico es valedera, porque el medico tiene una responsabilidad sobre el paciente y además, el paciente fue a él, y no al revés.
Es verdad, pero eso no invalida la realidad que el paciente tiene un problema a resolver. Ni tampoco invalida, la acción de cualquier otro, que sin ser medico, se da cuenta que tiene un problema. Y se siente coresponsable de su salud. Porque lo quiere, y porque lo quiere, le hace las observaciones en forma adecuada, auque tenga el tono de critica.
La critica, no necesariamente tiene que ser producto del odio, o el resentimiento, puede ser perfectamente producto del amor.

Realidad

Cuando el enfermo es el mundo, -después de todo es un organismo vivo- es saludable estudiarlo muy prolijamente, porque su realidad es infinitamente mas compleja que la de un solo hombre y las causas de su enfermedad se entrelazan tanto, que forman una estructura que hace extremadamente difícil aplicar un tratamiento adecuado. Y aunque se de con el, también es muy difícil curar.
Pero, aún así, con todo aparentemente en contra, siempre es preferible criticar lo que haya que criticar, antes que ser un callado complaciente.
Pero, como dije al comienzo, siempre que sea en éste sentido.
Hacerlo por amor, no por odios, tiene sentido.