Archivo por meses: agosto 2012

HITLER

ADOLF HITLER

Investigación histórica personal, incompleta.

Se dice que Hitler “es uno de esos pocos individuos de los cuales se puede decir con absoluta certeza que: sin él, el curso de la historia habría sido diferente”, o, que sin él, las cosas habrían sido muy diferentes. No cabe duda de que Hitler poseía un carisma excepcional y una gran capacidad oratoria, pero también una ambición desmedida y temeraria. Con una falta de escrúpulos absolutos, dispuesto a sacrificar lo que considerara necesario en aras de sus objetivos. Pero tampoco hay duda que tanto sus objetivos como los medios que empleó eran acepados o tolerados por el sentir general del pueblo alemán. Si bien es posiblemente correcto que sin Hitler el nazismo no habría sido lo que fue, no es menos cierto que sin ese espíritu alemán (zeitgeist) Hitler no habría sido lo que fue.

Ambiente cultural y social en Viena

1) Viena era la ciudad culta y cosmopolita de la visión general sino también la que ha sido descrita como un cloaca de antisemitismo, racismo y políticas corruptas, con un parlamento -que Hitler visitó numerosas veces- paralizado por disensiones raciales y sectoriales intransigentes.
Se ha aducido que Hitler adquirió aquí su desprecio por la democracia, ahí donde vio por primera vez el saludo “heil” (entre los seguidores del pangermanista y antisemita radical Georg von Schönerer) y ahí adonde aprendió acerca de la propuesta de la eugenesia.

Hitler en el poder:

1) Hitler aplicó de inmediato la represión contra un amplio espectro de ciudadanos: judíos (definidos como enemigos de la nación), comunistas, testigos de Jehová, homosexuales, católicos y todo aquello que se opusiera a la estrecha definición nazi de la “nación”.

Datos Cronológicos:

1908-1913, Hitler vive en Viena, tratando de ganarse la vida como pintor.

1919 Después de la P. Gran Mundial Hitler permaneció en el ejército donde fue asignado a una unidad especial -el “Departamento de Educación y Propaganda” – del Ejército de Baviera, bajo el comando del capitán Karl Mayr. Una función importante de ese departamento era dar a los soldados una razón aceptable -desde el punto de vista del ejército- de su derrota en la guerra. Esa razón se encontró fácilmente, dado el “espíritu de la época” y el del ejército, en “la traición de los judíos y comunistas”.

1925 Creación de la SS, fuerzas paramilitares y fortalecidas por el régimen, y la Gestapo, policía secreta nazi que respondía a las SS,

1933 Creación del “Ministerio del Reich para la educación del pueblo y la propaganda”


STEPHEN R. COVEY

STEPHEN RICHARDS COVEY
Investigación histórica personal

Escritor, profesor, conferenciante. Personalidad carismática. Considerado uno de los estadounidenses más influyentes en el mundo de los negocios.

1932 Nacimiento Estados Unidos

1) Licenciado en Administración de empresas, otorgada por la Universidad de Utah (en Salt Lake City), Maestría en Administración de Empresas, obtenida de la Universidad de Harvard. Doctorado en historia y doctrina de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, otorgado por la Universidad Brigham Young.
2) Fundador de «Covey Leadership Center»(Centro Covey de liderazgo) en Salt Lake City, Utah
3) Residía en Provo, Utah con su esposa Sandra, y su familia,
4) Profesor de la Brigham Young University (BYU)
5) Prácticamente ha dedicado gran parte de su vida a la enseñanza y práctica de los preceptos que detalla en sus libros, de como vivir y liderar organizaciones y familias basándose (centrándose) en principios los cuales él sostenía, son universales y como tales son principios aceptados por las grandes religiones y sistemas éticos del mundo.

Cita: Según Stephen R. Covey, la gente ineficaz trata de administrar su tiempo basándose en prioridades, mientras que la gente eficaz organiza su vida y sus relaciones basándose en principios, es decir, en leyes naturales y normas que tienen validez universal. El liderazgo es la habilidad de aplicar estos principios a los problemas, lo que se traduce en calidad, productividad y relaciones fructíferas para todos. Así, en esta obra -que promete guiarnos hacia la realización personal y el éxito profesional a través del “liderazgo centrado en principios”-, el autor invita a los lectores a centrar su vida y su liderazgo en principios intemporales.

Datos cronológicos encontrados a partir de su edad adulta.

1989 Publica el libro Los siete hábitos de las personas altamente efectivas Con su libro alcanzó notoriedad en la comunidad empresarial, convertido en una lectura obligada para todo empresario y emprendedor. Con más de 20 millones de libros vendidos en 38 idiomas, se convirtió en un gurú de los negocios y la automotivación.
Con el éxito obtenido con su primer libro “Los siete hábitos de las personas altamente efectivas” se desencadenó toda una serie de “Los siete hábitos…” igualmente exitosa en la que sobresalen los títulos “Los siete hábitos de las familias altamente efectivas” “Los siete hábitos de los universitarios altamente efectivos” “El 8vo hábito” “Primero lo primero” y “Liderazgo centrado en principios” Su obra maestra fue nombrada “el libro de negocios más influyente del siglo XX”.

1997 La compañía FranklinQuest, adquirió la institución de Covey «Covey Leadership Center» (Centro Covey de liderazgo) (La compañía que ofrece sus servicios profesionales a nivel mundial y cuya especialidad consiste en vender cursos y seminarios de formación para la gestión de negocio, herramientas para aumentar la productividad, así como también la Gestión del Tiempo, tanto para individuos como para organizaciones).
Con la compra «Covey Leadership Center» se convirtió en «Franklin Covey Company», firma consultora que se especializa en brindar servicios de consultoría y la venta de herramientas para la administración personal y empresarial en más de 123 países.

2003 Recibió el premio de Paternidad del «National Fatherhood Initiative», (iniciativa nacional de paternidad). Tenía nueve hijos y cincuenta y dos nietos.

2008 Covey comenzó a promover sus ideas y recomendaciones por medio de Internet en la página web Stephen Covey Online Community en la que se ofrecían cursos de liderazgo y administración, además de tener la oportunidad de interactuar con el autor.

2009 Ante la difícil situación económica que atravesaba Estados Unidos, Covey ofreció una serie de seminarios por internet en los que asesoraba sobre los problemas más comunes que aquejaban a la población.

2012 Covey murió en el Centro Medio Regional Eastern Idaho debido a complicaciones tras sufrir un accidente en bicicleta.

SENTIDO DE IGUALDAD CORROMPIDO

No salgo de mi asombro!
(pienso que si algún día me acostumbro, es porque me habré corrompido)
No salgo de mi asombro al ver a toda una gran masa social apañar una ideología
que ha hecho de la mentira y las malas interpretaciones todo una bandera.

Según mi criterio:
Entender bien el sentido de igualdad es muy sencillo, basta con preguntarnos,
que debe garantizar, o sea, a quien debe ayudar y proteger.

En pocas palabras debe garantizar todos los abusos de poder
No solo los abusos de las mayorías sobre la minorías.
Es más común y frecuento al revés: minorías organizadas y poderosas sobre mayorías débiles y divididas.

Debe servir y proteger:

A los débiles ante los abusos de los poderosos
A los honrados ante los delincuentes comunes
A los ciudadanos comunes ante los políticos corruptos
A los inocentes ante los asesinos, incluidos los abortistas.
A las mujeres ante los abusos de los hombres
A las minorías sanas ante las minorías amigas del poder

Se burla el sentido de igualdad:

Cuando se apaña a delincuentes.
Cuando se apañar delincuentes investidos de autoridad por el voto popular.
Cuando se proclama y se hace lo contrario
Cuando se pone todo a la par: los hijos y los padres, los profesores y los alumnos.
Cuando se pretende uniformar conductas
Cuando se pretende uniformar a todos en un pensamiento único.
Cuando se apañan minorías desubicadas
Cuando se proclama que todo es discriminar.

En pocas palabras, distraer poniendo el acento permanentemente en uno o dos matices sobre “igualdad” y demagógicamente, mientras las minorías poderosas y organizadas buscan y mantienen dividida a la ciudadanía, para poder desarrollar un mayor poder de corrupción.

NUEVOS AIRES PARA NUEVOS CAMINOS

Las revoluciones artísticas, como las revoluciones políticas cumplen en la historia la función de colocar en primer plano realidades preexistentes, pero hasta entonces sumergidas en la oscuridad o en la penumbra (comúnmente a raíz de la discriminación del último vencedor), toda revolución no es en suma, sino una rehabilitación actualizada de lo olvidado y postergado.

A grandes rasgos y en su máxima esencia, la humanidad ha estado marcada por dos grandes concepciones: una basada en las llamadas leyes naturales, que abarcan las leyes éticas y morales. Una concepción que parte de la idea de que dichas leyes subyacen en la propia esencia humana. La otra concepción, parte de la negación de las mismas, ubicando al ser humano en una atmósfera determinista, que dice que sus conceptos de bien y de mal solo están determinados por su entorno cultural y son el resultado del mismo.

Los ideólogos de esta última concepción, poderosos vencedores, momentáneos al fin, han creado y promocionado la cultura que hoy vivimos, y por todos los medios modernos a su alcance (acallando discriminadamente toda idea contraria) se han propuesto modificar al hombre aún en lo esencial, quizás como queriendo aplicar y demostrar la validez de la hipótesis, ya que de tener éxito quedaría demostrado no solo la validez de su postura sino la falacia de la concepción contraria.
Es justo decir, que en cierto sentido lo han logrado, el hombre de hoy ha cambiado esencialmente, todos los valores éticos y morales los a revertido, lo que ayer era tenido por malo y degenerado hoy es bueno y hasta envidiable. Pero un detalle muestra una falla significativa.
El mundo moderno hecho a su medida, está sumido hoy en la mayor angustia existencial de su historia. Yo opino que el motivo se encuentra en la misma esencia de la naturaleza humana, que sufre la violación, han trasgredido el orden natural y ella no perdona. Y aunque se la niegue y se insista en sentido contrario -como para querer levantar el ánimo- mostrando cuanto ha avanzado el mundo, la realidad muestra que solo lo ha hecho en dos campos, el tecnológico y el científico, y que solo alcanza a cubrir una partecita del mundo muy pequeña y con un bienestar limitado solo a lo material, porque el mundo globalizado se sigue debatiendo entre la pobreza de muchos y la extrema riqueza de unos pocos, en eso nada ha cambiado. Y la hipocresía, tan criticada “de antes”, hoy sigue más firme que nunca, con el agravante de la profunda desesperanza que se trasluce en la búsqueda desenfrenada por lograr un poco de satisfacción para un espíritu vacío y sediento de paz interior. Un mundo deprimido, donde los viejos no viven, ni mueren con paz en el alma, aunque sean multimillonarios y los jóvenes desesperanzados no ven más que un futuro oscuro, debatiéndose tantos entre el sexo, la droga o el suicidio.

En lo concerniente al arte, esta nueva forma de ver la vida y al hombre, orientó a las primeras vanguardias. Tomaron su nombre también de la política, para identificar su ideario artístico. Tenían en común su rechazo a los valores sociales y artísticos de la cultura de entonces, que calificaban despreciativamente de burguesa. Aquella cultura que relacionaban con los gustos refinados, acartonados e hipócritas de las clases acomodadas y que ellos venían a cambiar. Se consideraban baluartes de la autenticidad y la espontaneidad. Aquellos vanguardistas, construyeron una nueva forma de expresión en múltiples manifiestos, con idearios que en gran medida se superponían, aportando cada uno solo alguna nueva originalidad, pero continuadores conceptualmente de esta misma tendencia, cosa que no dejaron de hacer hasta hoy, segunda década del siglo XXI. Básicamente, buscaron terminar con la forma que se concebía el arte para hacer todo de nuevo.

En un principio aquellos vanguardistas estaban conformados por pequeños grupos que se veían a si mismos como artistas de elite, y en un principio se dirigían a grupos limitados, ya que veían en el publico masivo la encarnación de un modelo que consideraban agotado. En algo tenían razón, me parece, la característica propia de la masa –comprobado por la historia- es solo ver lo que ve la masa, y la masa no suele ver más allá de lo inmediato. Cuando masivamente se sigue un modelo ”nuevo” no suele ser tan nuevo, o es algo que ya está instalado en el ambiente porque viene de generaciones anteriores, o es porque ha sido manipulado por una propaganda mediática usurpadora, embarcándolos en una nueva ilusión, que sumará a su desesperanza heredada un nuevo motivo para seguir inhalado en ella.

Como era de esperar, aquellos vanguardistas sufrieron el rechazo del público masivo, aunque lo han utilizado a su favor como propaganda, argumentando que la causa provenía de la ignorancia artística del vulgo. Se presentaron como los grandes transgresores. El auge posterior del vanguardismo, aquel del siglo XX que hoy sigue dando vueltas con las misma mentiras, tuvo éxito internacional gracias a que fue promovido por lo que a partir de entones dominó la cultura, y tuvieron prensa porque convenía a sus intereses ideológicos. No hubiese prosperado uno sólo de esos transgresores de no haber servido de idiotas útiles -como decía Lenin- a la causa de dominación ideológica que hoy vive la humanidad. Fueron aprovechados por los elites intelectuales de la política, que pintaban también de revolucionaria. Por eso, el mérito de la fama de aquellos vanguardistas, hay que adjudicárselo más al mundo de la política que a ellos mismos, que aunque algo aportaron, muchísimo más es lo que destrozaron.
Y los elevaron a las “altas cumbres del arte” por que le dieron prensa, premiando sus logros e ignorando a aquellos que pertenecían a la “vieja escuela”. Todos aquellos vanguardistas fueron, quizás sin percibirlo, sus serviles hijos. Así, el arte que no era de “vanguardia” pasó a ser automáticamente producto de artistas que no habían evolucionado.
Las nuevas vanguardias deberán promover cambios profundos, no de simples retoques artificiales de una cultura ya caduca. Es hora de reaccionar, es hora de dejar de ser rebeldes en estupideces y corderitos sumisos en lo esencial e importante. Es hora de abrir nuevos caminos.

ARTISTAS REBELDES

Artistas rebeldes se necesitan, no acomodados a viejas ideologías del pasado, buscando acomodarse vergonzosamente con el poder. Así no cambiaran las cosas y no existirán rebeldes, aunque lo parezcan. Tanto en la política como en el arte.

La característica propia del arte contemporáneo se ha quedado anclada en las viejas vanguardias.

A partir de los románticos el arte ganó y se suponía que seria para siempre, descubrieron el “yo”. Gracias a ellos, los rebeldes impresionistas comenzaron dando a sus obras una característica nueva y maravillosa, su impronta personal. Pero los tiempos violentos de la revolución de las masas, llevaron a aquellos jovenes artistas a creerse elevados por encima de la gente, incluso de los propios artistas del pasado, encolumnadote detrás del supremo Yo. Así, aquellos artistas con aires de genios, se adentraron en su “mundo interior” como si fueran dioses dignos de adoración; ya no eran las obras sino ellos mismos los que debían ser admirados.

De esta soberbia no salieron más, se fueron perpetuando de generación en generación hasta hoy.
Con retorcidas y artificiales argumentaciones se metieron cada ves más en confusos laberintos intelectuales e intelectualoides, donde el Yo, el Mi, el para Mi, lo que siento, fueron convirtiéndose en “el motivo” exclusivo de sus obras; y el arte, que debía ser para todos, pasó a ser un arte solo para ellos mismos, mostrando un mundo interior que a nadie le importa, reflejo extraño de oscuras confusiones, solo aplaudidos por conveniencia o compromiso caritativo.

Cuando un juven pierde la ilusión de cambiar el mundo ya ha dejado de serlo.

Jovenes! que aspiran y se sienten atraídos por el arte sin mentiras. Espero que no se corrompan, que estudien, que sean sinceros, no se engañen con los falsos valores del arte fácil, el arte bruto.
No mientan, no se mientan, como lo hemos hecho los adultos, respétense para respetar.
Haciendo arte en soledad o en grupo, pero sin grupos. Haciendo arte aprendiendo antes a usar sus herramientas. El mundo los necesita. No sigan repitiendo viejos tópicos, no sigan la vieja tendencia, ésa que sigue haciendo culto al ombligo y a la hipocresía. Sean rebeldes, no pierdan la juventud lastimosamente, no entren por el mismo túnel, salgan a la luz, despiértense, respiren aire fresco, y serán felices pintando el mundo con colores nuevos, que solo ustedes podrán descubrir, sientan la fuerza de la vida y harán felices a quienes contemplen sus obras.